Dignidad humana

13.7.07

Divorcio en España

España se une a Bélgica y encabeza la mayor tasa de rupturas matrimoniales (La Gaceta 13 de Julio)

Desde que se aprobó la ley del divorcio express, en julio de 2005, se han producido 274.565
G. Sánchez de la Nieta. Madrid.

Cada vez menos parejas mantienen el compromiso hasta que la muerte los separe. Las cifras del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) revelan que España se ha convertido, junto a Bélgica, en el país de la Unión Europea con la mayor tasa de divorcios. Desde hace dos años, cuando entró en vigor la reforma legislativa que puso en marcha el divorcio express, en julio de 2005, las separaciones se han reducido un 76%, mientras que los divorcios han crecido un 48,1%. Esta ley, que elimina el requisito de un tiempo de separación previo y ofrece la posibilidad de que se solicite el divorcio unilateralmente, ha provocado un total 274.565 rupturas (de las cuales, 243.236 fueron divorcios y 31.329, separaciones).Por otra parte, y según un estudio presentado por el Instituto de Política Familiar (IPF), en el primer trimestre de este año, ya se han producido 40.579 rupturas, de las cuales 37.500 han sido divorcios y 3.079, separaciones. Esto supone que cuando acabe de leer este artículo (en 3,19 minutos) se habrá borrado un matrimonio en el Registro civil. Cada hora que pasa, 19 parejas que no se aguantan firman su divorcio. Y en un día, se registran 451 rupturas formalizadas. La cifra se ha triplicado “Si la ruptura familiar ha tenido una evolución muy negativa en España durante los últimos tiempos, en estos dos años el incremento ha sido de tal envergadura que los divorcios se han triplicado”, declaró el presidente del IPF, Eduardo Hertfelder. Desde el nacimiento de la ley del divorcio express se han producido tantos divorcios como en los cinco años anteriores (desde enero de 2000 hasta junio de 2005). El informe concluye, entre otras cuestiones, que este año se consolidará la explosión de rupturas y que en 2010, por cada matrimonio que se produzca se romperá otro. Cataluña, Andalucía, Madrid y Valencia son las comunidades autónomas con mayor tasa de divorcios (entre las cuatro suman el 63% del total nacional). Por el contrario, Navarra, Cantabria y Extremadura registran el menor número de rupturas. La ley del divorcio express confirma un trasvase de separaciones a divorcios, unido a un incremento paulatino de rupturas en los últimos años. “Lo más significativo es que antes de 2005, el 70% de las parejas se separaban y el 30% se divorciaban y ahora, el 90% piden el divorcio frente al 10% que se separan”, explica Hertfelder. En concreto, según datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), en 2006 se solicitaron 136.392 divorcios, el doble que un año antes. Por el contrario, durante el año pasado, 13.220 parejas optaron por separarse, cifra notablemente inferior a las 55.049 que se separaron en 2005. Con todo, el IPF propone “un conjunto de medidas que considera imprescindibles para abordar con profundidad y realismo la problemática de la ruptura matrimonial en España” y la “rectificación y/o derogación de la de Ley de extensión del divorcio de 2005”. Mediación familiar Entre las iniciativas se encuentran la elaboración de una ley de prevención y mediación familiar; la creación y/o potenciación de los centros de orientación y terapia familiar (públicos o privados), en cumplimiento de las recomendaciones del Consejo de Europa; y la creación de una subcomision no permanente en el Congreso para analizar la ruptura familiar en España y recomendar los cambios legales necesarios. También insta al lanzamiento de un plan nacional sobre matrimonios jóvenes que contemple medidas que les ayuden a superar las dificultades; promueve la elaboración de informes trimestrales de la ruptura familiar a nivel nacional, autonómico y local. Por otra parte, el Instituto de Política Familiar propone la realización de encuestas del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) para analizar la evolución de las familias; la promoción de medidas de protección de los cónyuges y los hijos, y el establecimiento de un Plan integral de apoyo a la familia 2007-2010.