Dignidad humana

5.7.05

Desarrollo infantil en parejas del mismo sexo

Conclusiones:

Pese a lo que muchos investigadores afirman la suma de muchos estudios inválidos o deficientes no permiten sacar conclusiones válidas o suficientes. Sin embargo, después de una revisión extensa de todo tipo de informes relativos a adopción por parejas homosexuales, observamos que no existe un acuerdo entre los distintos investigadores si bien, puede argumentarse que existe una duda razonable sobre la idoneidad, debido a que tanto aquellos estudios que son contrarios a la adopción como muchos de los que son favorables, indican diferencias en los
niños criados por parejas homosexuales. Basándose posiblemente en ciertas ideologías
en vez de en las evidencias, ciertos autores tratan de ocultar sus hallazgos o de matizarlos como si las diferencias halladas fuesen “beneficiosas”.

Por otro lado, hemos nombrado y explicado multitud de estudios que, sin entrar en la temática homosexual, aconsejan una familia formada por padre y madre para la crianza de los niños, otros muchos nos hablan de la necesidad de estabilidad de la pareja, multitud de datos confirman de manera imparcial la inestabilidad inherente en las parejas del mismo sexo. Otros estudios indican, por ejemplo, la mayor tendencia a sufrir afecciones psicológicas en personas homosexuales, revelan un grado elevado de casos de trastornos de identidad sexual en los niños criados por homosexuales, o indican rechazo de la pareja homosexual del padre/madre biológico por parte del hijo o la búsqueda del referente ausente —padre o madre.

Aparte de consideraciones éticas o morales, en las que este documento no pretende entrar, es prudente tener en cuenta otras de carácter pragmático, como la situación en España de la adopción. Según la Secretaría de Estado de Servicios Sociales, Familias y Discapacidad, España es el primer país en adopciones de Europa. El 80% de los niños que son adoptados por españoles vienen de otros países puesto que hoy es muy difícil conseguir menores españoles en adopción, por haber mucha demanda de parejas españolas. De los 5541 niños adoptados el año pasado (2004) en el extranjero, 2.389 provienen de China, 1.618 de Rusia, 349 de Ucrania y 256 de Colombia. Pese a las informaciones del Gobierno, estos países niegan la adopción a parejas del mismo sexo. Nos preguntamos si no se estará corriendo el riesgo de condenar a una infancia de
orfanato a más de 5.000 niños cada año cuando los países donde se realizan estas adopciones se nieguen a otorgarlas, por temor a que no se cumpla su ley. Al iniciar esta este documento hemos asentado el bienestar del niño como prioridad. Después de ver la situación de la adopción en España y repasar la bibliografía disponible sobre el tema, no podemos asegurar en ningún caso la idoneidad de las parejas homosexuales para adoptar niños. Así pues, ante la duda que talcantidad de bibliografía plantea, nos vemos obligados a abogar en beneficio del menor y solicitar que no se concedan menores en adopción a parejas del mismo sexo.


Instituto de Política Familiar