Dignidad humana

24.2.05

La familia: escuela de personalidad

Se ha dicho que la familia es el lugar donde se quiere a cada uno por si mismo. La familia es algo que se deriva de la propia naturaleza humana. Un chico o una chica que han recibido mucho cariño y formación de sus padres, con defectos y problemas cuya solución forma parte de la propia identidad de las personas y las familias, es alguien con referencias. Un hijo o una hija queridos y educados son personas con raíces y con capacidad de responder de un modo interesante a los requerimientos y circunstancias de su propia vida. Por el contrario, una persona nacida en una familia rota o sin familia es alguien profundamente lastrado. Su necesidad de cariño o afecto ha sido traicionada y su capacidad de ser feliz es lógico que disminuya. No podrá entender el mundo como un lugar de realización personal porque se ha desarrollado en un ambiente de indiferencia, e incluso hostil.

La familia es un lugar de amor porque es un lugar de entrega. Esto es lo que no parecen ver muchos hoy. Se tiene miedo a la familia porque se piensa que la familia se puede oponer a la realización personal. Sin embargo, como dice Frankl en su obra “El hombre en busca de sentido”, la realización es un proceso indirecto del hecho de asumir la realidad. Es decir: si buscas realizarte en directo...no lo consigues; si asumes las responsabilidades que eliges o te tocan es cuando te realizas.

José Ignacio Moreno